schiacciata-alla-fiorentina

Schiacciata alla Fiorentina

Viaje a Florencia antes del confinamiento

A finales de febrero mi marido y yo teníamos programado un fin de semana romántico en Florencia. Ya corría el rumor del coronavirus pero aún así decidimos aprovechar y no anularlo porque no tenemos tantas oportunidades para pasar tiempo romántico juntos, sin niños.

Así que nos arriesgamos a contraer el virus aunque en aquel momento solo se hablaba que estaba más al norte y Florencia está como en el centro. Bueno, el caso es que no fuimos y nos lo pasamos genial, fue precioso, descubrimos una ciudad bellísima llena por todos los lugares y esquinas de obras de arte, fachadas de los edificios, el edificio en sí, lo que había dentro de los edificios, en fin, por todas partes.

Duomo de Florencia

Ha sido una de las experiencias más bonitas de mi vida, sobretodo cuando subimos a la cúpula del Duomo, desde abajo es bonito, pero cuando subes arriba, después de todas las escaleras y sales a la cúpula y te encuentras son esos murales pintados en el techo de la cúpula, te quedas sin palabras, te saltan las lagrimas de la emoción que te invade todo tu ser. Realmente una experiencia que si vas a Florencia no puedes dejar de hacerla. Eso, sí, te recomiendo que lo cojas con tiempo y compres tu entrada antes de ir para no tener que hacer doble cola, la de comprar el ticket y la de la cola de subir a la cúpula.

Gastronomía fiorentina

Florencia, Fiore como la llaman sus ciudadanos, es una ciudad con una variedad gastronómica muy grande, me gustó más que Roma, o como mínimo la hemos disfrutado mucho más a nivel gastronómico.

Bocadillos

El primer día comimos un bocadillo muy típico de allí, Lampredotto, un bocata que es de tripas de cerdo con un sabor super rico, que se come en paraditas en la calle, o sea su fast-food pero mucho más rico. Y el último día otro bocata que me quedé fascinada, si eres de Barcelona era como ir al Conesa en la Pl. Sant Jaume.

Lampredotto en Trippa Polini
Lampredotto en Trippa Polini
Trippa Pollini en Florencia.
Trippa Polini

Pasta fresca

Otro sitio que encontramos y comimos genial fue un local pequeño Salsamenteria de Ciompi donde había la típica mamma italiana cocinando ya desde antes de las 11 de la mañana, cuando lo vimos el primer día nos prometimos aparecer por allí a comer o cenar en algún momento del finde, y así lo hicimos y por supuesto tampoco nos defraudó.

Pizza

Por supuesto también comimos pizza en dos lugares diferentes.

Pequeño restaurante en Via dei sapiti / Via dello Sprone.
Pizzas a buen precio pero se paga en metálico Gustapizza

Helados

También disfrutamos de los helados artesanales. Por La Strega Nocciolla aparecíamos todas las noches ya que lo teníamos al lado del apartamento.

La Strega Nocciola Gelateria Artigianale

Pastelería

Y por supuesto su pastelería, probamos tres delicias: el Canolli relleno de crema mascarpone, una pasta hojaldrada como un croissant que no recuerdo su nombre y la schiacciata alla fiorentina. Y es de esta última que quiero compartir la receta, es un bizcocho-masa dulce que lo hacen sobretodo por carnavales, que es cuando coincidió que estuvimos. Me quedé prendada y lo comí varias veces!!

Schiacciata alla fiorentina

La receta la he sacado del libro que me compré de las recetas de la Toscana. Cuina Toscana de Paolo Petroni. Y aquí os la dejo espero os animéis a realizarla.

Schiacciata alla fiorentina

Tiempo de preparación45 min
Tiempo de cocción35 min
Tiempo levado2 h
Tiempo total3 h 20 min
Plato: Desayuno, merienda, Tentempié
Cocina: Italiana, toscana
Keyword: manteca de cerdo, naranja
Raciones: 10 personas
Calorías: 261kcal

Ingredientes

  • 350 g Harina de trigo común
  • 25 g Levadura de panadero fresca
  • 80 g Manteca de cerdo
  • 100 g Azúcar blanco
  • 1 unidad Naranja
  • ½ unidad Vaina de vainilla
  • 2 unidades Huevos
  • 2 unidades Yemas de huevo
  • c/s Sal
  • c/s Azúcar en polvo

Elaboración paso a paso

  • En un bol añadir la harina con la levadura desmenuzada. Incorporar el agua pero siempre dejando un poco por si la harina no lo necesitara. Mezclar bien, hasta que se forme una masa donde la harina haya absorbido el agua y la masa no se pegue a las manos. Dejar reposar tapada con un paño bien húmedo, hasta que doble su volumen.
  • Mientras, en otro bol mezclar la manteca de cerdo, junto a la ralladura de naranja y el azúcar y un buen pellizco de sal. Dejar reposar hasta que la masa esté lista.
  • Mezclar las dos masas, mejor en un robot de cocina que amase, pero si no tienes lo haces a mano. Verás que se desune toda la masa al incorporarle la manteca, pero es normal si se hace a mano.
  • Una vez incorporada la manteca, se le añaden las yemas y también se mezcla, hasta conseguir una masa más o menos homogénea, si lo haces a mano no estará muy homogénea.
  • Montar las claras a punto de nieve. Incorporar a la masa anterior con movimientos envolventes.
  • Preparar una bandeja alta y grande con papel de hornear. Colocar la masa dentro. Tapar y dejar levar al menos 1 horas o hasta que doble su volumen.
  • Calentar el horno a 180 ºC, meter la bandeja con la masa ya levada y hornear a 175 ºC durante unos 30 a 35 minutos. El bizcocho estará dorado y si al clavarle un palillo sale seco ya estará cocido.
  • Dejar reposar sobre una rejilla para que se enfríe.
  • Una vez frío es típico colocar una plantilla de la flor de lis y espolvorear con azúcar glas.

También te puede interesar

Como hacer Panettone casero
Panettone de chocolate y naranja
Coca de San Juan
Coca de San Juan

3 comentarios

  1. Hola Montse, soy María Jesús y me encanta hacer brioche. Siempre que veo una receta diferente me lanzó ha hacerla y la tuya me parece estupenda. Mirando los ingredientes no pones la cantidad de agua a utilizar,sí ya se qué es la c/n, pero me puedes decir la qué utilizase, soy de más menos cantidades exactas. Gracias por tú respuesta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating




Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.